Marcos 1.12-15

12/03/2000

Prédica: Marcos 1.12-15
Leituras: Gênesis 22.1-4 (15.18)
Autor: Délcio Källsten
Data Litúrgica: 1° Domingo da Quaresma
Data da Pregação: 31/12/1999
Proclamar Libertação - Volume: XXV
Tema: Quaresma


En el tiempo de cuaresma somos invitados a poner los ojos en el camino de Jesus hacia su pascua. El Evangelio y los relatos del AT apartados para este tiempo nos ayudan a reflexionar sobre el propósito y sentido de nuestras luchas y pruebas y nos desafian en la búsqueda de un camino y testimonio que refleje nuestra respuesta de fé y de amor a la entrega de Cristo. Que su disposición al servicio del Reino, que la fuerza de su combate con las fuerzas del mal, que se nos muestran también en el relato del evangelista Marcos apartado para este domingo, puedan animamos a celebrar y vivir de manera comunitária la presencia de Cristo en medio nuestro.

El texto

V. 12: El Espíritu es quien leva a Jesus al desierto (lugar de prueba, sacrifício, tentación). El Espíritu de Dios expone a Jesus a la circunstancia y el lugar donde será probado y tentado.

V. 13: La prueba la hace Dios pero permite que sea con el poder de la malicia de Satanás. Dios maneja la situación y es todopoderoso siempre, pero Jesus debe demonstrar que tiene el poder del Padre. Dios está muy cerca de Jesus que en apariencia se encuentra solo en el desierto y rodeado de peligros (esta puede ser el sentido de la presencia de las fieras), la cercania se marca con el actuar de los ángeles a su servicio. Jesus en peligro y rodeado por las fuerzas y artimanas del mal lucha solo pero con los ojos de Dios puestos en él.

En el caso de Lc (4.1-13) y Mt (4.1-11) no solo se nos detalla el carácter y la profundidad de las pruebas-tentaciones (considerando que Dios prueba y el mal tienta) sino que se marca con más fuerza la demoledora victoria de Jesus a lo largo de aquellas paradigmáticas tentaciones. Acá, en Mc, tal vez como parte de esta forma de síntesis apretada que muestra el relato, no hay un triunfo ni uma conclusión de este enfrentamiento de Jesus con el maligno. Quizás podamos entender esto como ciertamente sucede en la vida y ministério de Jesus, a saber que el mal dando senales de victoria y de poder frente a sus manifestaciones, pero posponiendo su derrota definitiva para el final de los tiempos, su regreso o el cumplimiento del reino que ahora se dispone a anunciar.

V. 14 La información de que Juan habría sido encarcelado encabeza el pasaje que sigue. Juan el mensajero-profeta que preparo el camino para la venida de Jesus. E había llamado a abrirle un camino recto, a que debían volverse a Dios, a ser bautizados para recibir el perdón de los pecados (Mc 1.3-4). Juan obtuvo respuesta positiva de mucha gente (de la región de Judea y de Jerusalén), pero luego, se nos informa muy escuetamente, fue encarcelado. Lo que nos habla del rechazo y la persecución que siempre sufrían los verdaderos profetas de Dios. En este caso Juan sufre como profeta pero también como preanunciando la suerte que ha de correr la vida del enviado. El evangelista nos esta mostrando clara¬mente y desde el comienzo, que el anuncio de la buena noticia es reconocida y aceptada como tal por muchos, pero que, a la vez esta se enfrenta ali mal, que la rechaza con todas sus fuerzas, ingenio y ódio. La lucha del mal contra Dios y sus siervos, que se entabla desde el principio no tendrá interrupciones o retrocesos, esta es una advertência fuerte y parte del contenido mismo del Evangelio.

V. 15: El anuncio y llamado de Jesus están marcados por la urgência, ya no hay tiempo. El Dios de los siglos ha acoitado los tiempos y ha decidido reencontrarse ya con su pueblo, amenazando así el poderio del mal y del pecado. Jesus es su amenaza. Dios habla a través de él con toda autoridad. Quienes aceptan a Dios y se vuelven a El, deben tener en primer lugar su propia lucha interior hasta encontrar la alegria de la liberación del pecado y del mal y entrar en el nuevo pacto. Escuchar a Jesus y volverse a Dios puede ser difícil, aún cuando medie una aparente buena voluntad o el deseo de hacerlo, porque es una demanda a romper con las ataduras del pasado. Recordemos en este sentido la preocupación del hombre rico y también de los discípulos respecto del costo del seguimiento y la dificultad para alcanzar La salvación (Mc 10.17-31).

Quienes se arrepientan, sean perdonados y acepten con fé sus buenas noticias, tendrán a Jesus como el centro de sus vidas. Jesus está formando, en este sentido una nueva comunidad sostenida en el amor de Dios y su justicia. Esa comunidad gozará de ahora en adelante de los frutos de la nueva vida, pero será la amenaza y la moléstia constantes para el mal, se tendrá que abrir camino en médio de sus representantes y sus obras, para vivir y anunciar el mensaje del reino.

Sugerencias para la predicación

Los creyentes no tenemos a donde escapar o donde refugiamos, estamos puestos en médio de la vida.Es pura ilusión creer que es posible estar en outro lugar y en otra circunstancia que no sea en la que Dios quiere colocamos. Esto dicho así parece muy extremo pero hay bastante de esto en lo que ocurre con la vida de Jesus: el poder del Padre se muestra con toda su grandeza en el abandono de Jesus, en dejarlo totalmente expuesto al mal, sin guardia o protección alguna. Luego será Jesus que correrá todos los riesgos y que voluntariamente se ubicará en médio de los peligros, en médio de sus enemigos, cumpliendo la voluntad del Padre.

Las tentaciones de Jesus, nos hace pensar que toda circunstancia en que nos veamos envueltos en dificultades o luchas puede ser la ocasión para dar testimonio de nuestra fé, de nuestra obediência y de nuestra esperanza de que en realidad y por sobre todo, está nuestro Padre que nos ampara. Es bueno recordar en este sentido lo del salmista: Aunque ande en valle de sombra de muerte, no temeré mal alguno, porque tu estarás conmigo. (Sl 23.4). Podrá parecer muy delgado el hilo de fe que nos sostenga y aún que la hemos perdido, pero Dios estará allí. El miedo podrá presentarse demoledor pero el amor de Dios y sus cuidados nos devolverán la calma, han de sacamos del desierto sintiendo si Dios quiere, la recompensa de una fe renovada y alegre.

Notemos también que Jesus no se muestra como el vencedor del mal, sino mas bien como quien se resiste y no permite que este tuerza su camino y propósitos. La proclamación de la buena noticia del evangelio y la proximidad del reino son el contenido de su misión. Mientras que Jesus muestra el poder de Dios y del Evangelio en sus acciones y palabras. Debemos pensar a su vez que ese poder se ha de manifestar en la gente, en nosotros, cuando aceptamos, en primer lugar, arrepentirnos de nuestros pecados (Mc 1.15). Solo cuando hemos experimentado un cambio de actitud y somos capaces de abandonar nuestros caminos errados y humillarnos ante Dios, que es justo y compasivo, el Evangelio mostrará su poder, será buena noticia para nosotros. Porque seremos perdonados y podremos practicar el perdón con nuestro prójimo, porque podremos cambiar de actitud y ser — com la ayuda de Dios — senales de justicia, de verdad, de misericórdia, podremos si el nos ayuda testimonio de su presencia en un mundo que tanto precisa de él. La iglesia, nuestras congregaciones deberían ansiar encontrar ese poder que nace en el arrependimento de su propio pecado, pidiendo perdón y la reconciliación mediante Jesucristo, para enfrentar las realidades de un mundo donde el mal y el pecado, las injusticias y la insensibilidad ante el sufrimiento humano, van creciendo dia a dia.

Sugerencias para la liturgia

Breve introducción para la celebración

Al iniciar la celebración seria importante referirse a la fef La le que testimoniamos y en la que nos hemos comprometido en el bautismo. Tal vez, sea bueno decir una palabra sobre el hecho de que estamos en un tiempo de renovación de ese pacto. Estamos en un tiempo propicio para preparamos en oración, en la lectura de la palabra y el encuentro comunitário, para entrar de nuevo en el camino que Cristo nos señala, con sus bendiciones de vida plena para nosotros pero también con sus exigências de ser senales de esa vida nueva en el mundo, con quienes necesitan urgentemente el testimonio de nuestra parte.

Oración de gratitud y confesión (liturgia de entrada)

Te damos gracias, querido Padre, porque a pesar de nuestra poca fe, de nuestra debilidad en tentaciones y pruebas, tu nos sigues amando y hás enviado a tu Hijo para anunciamos tu Evangelio. Creemos que en este tiempo nos estás llamando a través de El a volvemos a ti con fé. Creemos que este llamado es para todos y que debemos escucharlo avergonzados y tristes por nuestros muchos pecados, pero a la vez profundamente esperanzados y dichosos, porque no es tu voluntad condenamos, sino que estás dispuesto a tratamos con misericórdia.
Te damos gracias, Señor Jesucristo, porque tu hás venido para traer esperanza a todos quienes sufren a causa del mal y el pecado en este mundo. También creemos que puedes tocar los corazones y las mentes de quienes han claudicado frente al mal, sufren o son causa de sufrimientos de otros por causa del pecado.
Dios ten piedad de nosotros...

Oración de intercesión y oración de la iglesia

Seria importante permitir y estimular la oración de la comunidad dentro de la celebración. Se pude introducir este momento leyendo el relato de Rm 8, especialmente los vss. 35-39, y decir simplemente que al acordamos de las necesidades de los demás, de sus sufrimientos o de su dolor, lo estamos haciendo con la esperanza de que Dios tiene poder para cambiar la aflicción en alegria, la necesidad en abundância y el sentimiento de abandono en sostén... Después de algunos motivos se puede afirmar juntos:”Nada podrá separanos del amor de Cristo!''

Otras sugerencias

Podemos imaginamos como algo bueno y de ayuda para La comunidad recordar, en el momento de los anúncios o en otro lugar, el testimonio de fe de mujeres u hombres que habiendo aceptado el llamado de Cristo han marcado huellas con su ejemplo de entrega y de lucha contra el mal, haciendo el bien o acompañando a otros para realizarlo. Es posible que al recordar a estas personas nos podamos animar y estimular para realizar nuestros propios caminos, pensando que en estos dias nos acechan tantos maios ejemplos o nos cuesta ver los buenos, tomando en cuenta nuestras tentaciones a la resignación o a abandonar nuestras esperanzas y suenos. Puede ser que tengamos buenos ejemplos de tareas de servicio o de acciones comunitárias que tratan de responder al llamado de Jesus. Seria bueno destacarlos y orar porque se sigan realizando con fe y alegria.
Podría ser que quienes son responsables de la celebración, recuerden a un hermano o hermana que podría dar un testimonio de fe, de lucha o de vida gracias a la buena noticia del Evangelio. Seria bueno, tal vez que los ninos a través del canto, la pintura o pequenos diálogos o dramatizaciones pudieran ser para ellos y especialmente para los mayores una ayuda para vivir con alegria y profundidad la celebración. Puede ser que los niños u otras personas de la comunidad, grupos de estúdio bíblico, comisiones, etc., pudieran presentar brevemente y de alguna manera oral, visual o como fuera el resultado de una reflexión acerca de la cuaresma o de alguno de los relatos apartados para este domingo.

Bibliografia

TAYLOR, Vincent. Evangelio segun San Marcos. Madrid : Cristiandad, 1979.
DUFOUR, Léon. Vocabulário de teologia bíblica. Barcelona : Herder, 1978.
STEUER, Aline. In: Proclamar Libertação. São Leopoldo : Sinodal/IEPG, 1993. v. XIX, p. 79ss.


Proclamar Libertação 25
Editora Sinodal e Escola Superior de Teologia


Âmbito: IECLB
Natureza do Domingo: Quaresma
Perfil do Domingo: 1º Domingo na Quaresma
Testamento: Novo / Livro: Marcos / Capitulo: 1 / Versículo Inicial: 12 / Versículo Final: 15
Título da publicação: Proclamar Libertação / Editora: Editora Sinodal / Ano: 1999 / Volume: 25
Natureza do Texto: Pregação/meditação
Perfil do Texto: Auxílio homilético
ID: 12797
REDE DE RECURSOS
+
Deus, ao atender uma oração, atende-a de modo maravilhoso e rico, assim que o coração humano é por demais apertado para poder compreendê-lo.
Martim Lutero
© Copyright 2019 - Todos os Direitos Reservados - IECLB - Igreja Evangélica de Confissão Luterana no Brasil - Portal Luteranos - www.luteranos.com.br